Sácale el mejor sabor a la quinoa en 2 pasos - NiceToEat

Sácale el mejor sabor a la quinoa en 2 pasos

Sácale el mejor sabor a la quinoa en 2 pasos
24/06/2016 Nice to Eat
En Consejos prácticos
plato de quinoa - Nice To Eat

Sabes lo mucho que se habla de la quinoa hoy en día.

Has oído que era el principal alimento y “cereal madre” del imperio Inca. Y que se la considera un súper alimento o un pseudocereal por su alto valor nutritivo y su uso similar al de los cereales comunes.

Te seducen sus múltiples propiedades, y no es para menos: la quinoa es fuente de fibra y de hidratos de carbono complejos y aminoácidos esenciales. Es rica en proteínas, vitaminas, minerales, calcio y ácidos grasos esenciales (omega 3 y 6). Es ideal en personas con diabetes o que quieren adelgazar por su bajo índice glucémico. Y, además…¡No lleva gluten!

Y, no obstante, aún no has conseguido integrarla en tu alimentación…Porque hay algo amargo en su sabor que no te acaba de convencer.

Pues bien: eso va a cambiar.

Porque para que la quinoa te quede tan rica como al mejor chef del imperio del sol, tan sólo debes seguir estos dos pasos:

  1. El sabor real de la quinoa es agradable, se podría decir que similar al de la nuez, pero para descubrirlo y disfrutarlo hay que lavarla bien antes de cocerla. La razon es que sus semillas están recubiertas de “saponina“, una sustancia amargante. Antes de cocinarlas, vierte las semillas en un tamiz y frótalas suavemente con las manos bajo el agua para eliminar esas “saponinas”. No las remojes: lávalas bien y luego enjuágalas.
  2. Pon a calentar 2 partes de agua por 1 parte de cereal y añade una pizca de sal. Cuando el agua hierva, baja el fuego al mínimo y deja cocer la quinoa tapada durante 15-20 minutos, hasta que el grano se haga “transparente” y aumente el doble su tamaño. Pasado ese tiempo, cuela la quinoa y la tendrás lista para comer.

Esta preparación te permitirá disfrutar la quinoa con su mejor sabor. Puedes tomarla como desayuno acompañada de canela, semillas tostadas y bebida vegetal. En la comida junto a verduras y legumbres, o también en sopas, hamburguesas, ensaladas o salteados.

Y, si te animas, puedes incluso fermentarla para hacer cerveza o “Chichi”, una bebida tradicional de los Andes que los lectores sudamericanos seguro que conocen. ¿Y tú? ¿Cómo preparas la quinoa?

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*